Better love Saul

Se me hace difícil pensar en un abogado que se haga querer. Que no se me malentienda: tengo familiares y amigos que son abogados y a quienes les tengo aprecio, pero en ningún caso por su profesión, sino a pesar de ella. La imagen del abogado justiciero hace ya tiempo ha desaparecido de mi cabeza […]

Leer completo